martes, 6 de octubre de 2015

LA INTENCIÓN NEOLIBERAL DE LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN

                      Imagen extraída de: http://www.atlantico.net/articulo/area-metropolitana/rajoy-recibe-passos-coelho-copresidir-xxviii-cumbre-bilateral/20150622113446481089.html. DATA 6/10/2015

El día 4 de octubre de 2015 se produjeron las últimas elecciones generales en Portugal y la mayoría simple de los conservadores con el 36,83% de los votos llevó a la prensa española a encabezar dicho acontecimiento con los siguientes titulares: ABC “Portugal respalda la senda de las reformas”  (5/10/2015) y “ante un macrorrescate se puede reaccionar como los griegos o los portugueses. Grecia está hundida y Portugal flota” (6/10/2015), El Mundo “La victoria de Passos Coelho alienta a Rajoy” (6/10/2015); La Razón “Portugal avala la buena gestión” (6/10/2015); y, como no, El País “Portugal avala en las urnas las políticas de austeridad del Gobierno”. Los periódicos más leídos de la prensa escrita española comparten un eslogan en común: “españoles cuidado con lo que vais a votar el 20 de diciembre, mirad lo que les ha pasado a vustros vecinos, una Grecia cada día más marginal en Europa y un Portugal que avala las políticas de austeridad”. La prensa escrita, por tanto, sostiene la imagen de una Grecia que siempre ha sido el alumno descarriado de Europa y un Portugal pelota con la Troika que se convierte en el modelo a seguir. En la historia del periodismo nunca antes se confundieron con tanto descaro las intenciones de los periódicos con los hechos que narraban. Decía Bertrand Rusell en una entrevista que realizó la BBC en 1959, poco antes de morirse, que quería dejar el siguiente legado moral: “cuando estés estudiando algo… pregúntate a ti mismo, ¿cuáles son los hechos?... Nunca te dejes desviar, ya sea por lo que deseas creer o por lo que crees que te traería beneficio si así fuera creído[1]”, adjunto la referencia del vídeo con el deseo de que conmueva la ética periodista de algunos editores mencionados anteriormente.
Los datos son los siguiente: hubo 5.380.280 votantes un 57% del total, 175.255 y 1,92 puntos menos de participación que en las anteriores elecciones. De esto se puede concluir que la política portuguesa tiene un problema a la hora de convencer a sus ciudadanos de la oportunidad de sus programas políticos, incluido el ámbito económico. Además el partido que respaldaba las políticas de Passos Coelho eran el PPD/PSD que en las anteriores elecciones había conseguido 2.146.108 votos, el 38.63% y 105 diputados, además del fusionado CDS-PP que obtuvo en 2011 652.379 votos, el 11.74% y 24 diputados. Esto quiere decir que los partidos que han defendido las políticas de austeridad han sacado 1.981.388 votos, el 36.83% y 99 diputados, es decir, 817.099 votos, 13,54 puntos y 30 diputados menos que en aquellas elecciones. Un pequeño detalle que han pasado por alto nuestros periódicos es que estos dos partidos compartían candidatura. De este modo los hechos nos dicen que casi un millón de votantes portugueses han abandonado las políticas de austeridad, por tanto ¿dónde está el apoyo de los portugueses a las políticas neoliberales seguidas por Passos Coelho?
Aunque Portugal quede emocionalmente lejos para la mayoría de los españoles, al menos más que su distancia física, no se aproveche de esto nuestra prensa, utilizando sus elecciones como un mero espejo donde reflejen sus aspiraciones para las elecciones del 20 de diciembre de 2015.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada